hit counter
Canal, Especiales, Noticias, Retail

La delgada línea entre tecnología de consumo y profesional

tecnología_de_consumo_profesional

No es lo mismo vender a un consumidor que a una gran empresa. Sin embargo, en ocasiones, la diferencia no es tan abismal. De hecho, combinar ambos mundos cada vez es más frecuente en esta época de crisis donde la venta de tecnología de consumo y profesional se ha tenido que reinventar.

Mezclar ambos mundos puede tener lógica. Muchos compradores pueden tener la casaca de cliente corporativo o de consumo dependiendo del momento o lugar. Teniendo en cuenta que el 99% del tejido empresarial español es una pyme, discernir entre esta y un consumidor puede llegar a ser muy complicado.

La oferta se adapta

Antes de la crisis, las grandes tecnológicas solo tenían ojos para las grandes corporaciones. Los ingresos llegaban por esta vía con grandes proyectos. Con los problemas económicos, se comenzó a mirar otros ámbitos y se encontraron con una pyme falta de tecnología y un usuario final más avanzado que en su compañía.

Nos encontramos en un momento de mezcla. A medida que los fabricantes han ido creando nuevas categorías para cobijar a las pymes más pequeñas, la división entre la tecnología de consumo consumo y profesional se ha ido diluyendo. No hay más que ver sectores como la fotografía donde las cámaras compactas han mejorado tanto que pueden estar casi al nivel de las profesionales.

Conceptos como SOHO son una respuesta clara a esta tendencia en la que todo se puede mezclar. Los productos tecnológicos alrededor de la Small Office Home Office son cada vez más abundantes. Dispositivos de networking, movilidad o computación que pueden servir para una pequeña oficina en el hogar que también se utiliza para fines personales.

Y las tiendas también

Esta transformación ha dejado bastante difuminada la línea entre la tecnología de consumo y profesional. Un fenómeno al que las tiendas se han adaptado de una forma u otra. Servicios específicos para pequeños negocios, ofertas dedicadas o un personal más cualificado para ellos son ya frecuentes.

Referentes como El Corte Inglés tienen desde hace mucho tiempo un apartado para la venta en empresa. Pese a su enfoque de gran corporación, poco a poco han bajado los escalones para ofrecer un catálogo más acorde con esta combinación de mundos.

Otros gigantes como la red portuguesa Worten cuenta con ventajas adicionales para los clientes corporativos. Un servicio que no propagan demasiado, quizás porque ya lo tienen suplido con su servicio más general.

En el caso contrario tenemos a tiendas especializadas como PC Box. Comercios que si bien están dedicados a los profesionales del sector con servicios específicos, también cubren cualquier demanda de usuarios inexpertos.

¿Crees que la línea entre tecnología de consumo y profesional es tan delgada? ¿Vendes a ambos mundos?

Imagen principal | La República

Artículo AnteriorSiguiente Artículo
Verónica Cabezudo
Coordinadora editorial de MuyCanal. Danzando día a día entre partners, mayoristas y fabricantes para profundizar en el canal de distribución tecnológico.

Suscríbete gratis a MuyCanal

La mejor información sobre el canal de distribución informático en su correo electrónico cada semana. 

¡Suscripción completada con éxito!