hit counter
Actualidad, General, Mercados, Noticias, Tecnología

Toshiba, el ocaso de un gigante

Toshiba

Toshiba ha anunciado previsiones de pérdidas en el año fiscal de 4.530 millones de dólares, un recorte de plantilla de 6.800 empleos que sumados a los ya anunciados superarán los 10.000 y la confirmación de la venta de su fábrica de televisores en Indonesia.

Los anuncios confirman que 2015 será un año para olvidar en Toshiba. El escándalo financiero por el que Toshiba habría estado falseando al alza sus beneficios desde 2008 provocó la dimisión de su CEO, Hisao Tanaka, aunque los problemas eran anteriores.

El gigante japonés con 140 años de historia, fabricante del primer ordenador portátil de consumo masivo y del primer reproductor DVD, se encuentra en una encrucijada. Recientemente vendió su división de sensores de cámara a Sony y la confirmación de venta de la fabrica de televisores en Indonesia apunta a la salida o reducción importante de participación de otro mercado.

Su división PC también está en el aire y este mismo mes conocimos que Toshiba estaría en negociaciones con otros fabricantes como Fujitsu o Vaio Corporation -la antigua división de ordenadores de Sony- para fusionar su división de ordenadores, un puntal de la compañía hasta hace muy poco pero hoy a la baja.

El grueso de la reducción de personal será dedicado precisamente a las operaciones en electrónica de consumo y desde Reuters se apunta a comercialización de equipos para consumo solo en Estados Unidos y Japón, trabajando en el resto solo en el sector empresarial.

Ello dejaría al sector de semiconductores y la energía nuclear como principales pilares de Toshiba. Su división de semiconductores es rentable y lidera el mercado de los chips de memoria NAND-flash junto con SanDisk Corp y Samsung, pero los márgenes se han reducido y si las ventas de teléfonos inteligentes se desacelera podría provocar un gran problema para la compañía.

También también ha reducido su negocio en energía nuclear por la eliminación de proyectos en los países desarrollados tras el desastre de Fukushima en 2011, provocado pérdidas económicas incalculables, la mayor crisis de Japón desde la II Guerra Mundial y la parada de varias centrales nucleares.

No obstante todo lo anterior, Toshiba confía en recuperar la situación con el plan anunciado de recorte de empleo y previsión de pérdidas:

Con la puesta en marcha de este plan, nos gustaría recuperar la confianza de todas las partes interesadas, incluidos los accionistas, y convertirnos en un negocio robusto“.

Veremos. La compañía ha perdido cerca del 40% de su valor en bolsa desde abril como nos recuerdan nuestros compañeros de MCPro y a corto plazo será complicada una recuperación.

 

Artículo AnteriorSiguiente Artículo
Juan Ranchal
Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro del canal de distribución. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Suscríbete gratis a MuyCanal

La mejor información sobre el canal de distribución informático en su correo electrónico cada semana. 

¡Suscripción completada con éxito!