Web
Analytics
Actualidad, Tecnología

LG Gram: menos peso, más potencia y mayor autonomía

La nueva generación de ultraportátiles LG Gram ha marcado un importante paso adelante en lo que respecta a rendimiento, pero también en ligereza y autonomía, valores fundamentales para cualquier cliente a la hora de elegir un equipo.

El corazón de los nuevos LG Gram es la nueva generación Core 8000U de Intel, una línea de procesadores de bajo consumo que ha dado el salto a los cuatro núcleos y ocho hilos, lo que les permite ofrecer una importante mejora de rendimiento sin sacrificar autonomía.

A nivel de diseño y de estructura interna el LG Gram viene con mejoras que le permiten ofrecer una alta autonomía manteniendo un peso muy bajo. El modelo de 13,3 pulgadas puede aguantar hasta 22 horas y media de uso ininterrumpido, mientras que los modelos de 14 pulgadas y 15,6 pulgadas llegan a las 21 horas y media y 19 horas y media respectivamente. Los tres modelos vienen con una batería de 9.360 mAh (72 Wh).

Más de 22 horas de autonomía con 3 horas de carga

La renovación de la serie LG Gram ha traído importantes mejoras a nivel técnico que se han dejado notar en el rendimiento. Son equipos más potentes, pero como dijimos esto no ha afectado a la autonomía.

Si comparamos con la generación anterior los nuevos LG Gram no solo son más potentes, sino que también ofrecen hasta un 25% más autonomía. Dependiendo del modelo elegido el usuario puede disfrutar de hasta 22,5 horas de autonomía con solo tres horas de carga, suficiente para aguantar sin problema varias jornadas de trabajo.

En casos en los que sea necesario cargar el equipo con urgencia y no se disponga de mucho tiempo la nueva generación de ultraportátiles LG Gram también logra marcar la diferencia, ya que con una hora de carga el usuario disfrutará de una autonomía de hasta 11 horas y 14 minutos en el modelo de 13,3 pulgadas, 10 horas y 44 minutos en el modelo de 14 pulgadas y 9 horas y 29 minutos en el modelo de 15,6 pulgadas.

¿Cómo ha sido posible mejorar potencia y autonomía?

Es una pregunta interesante. Para entender cómo ha podido el gigante surcoreano mejorar la autonomía y  la potencia de su serie LG Gram sin aumentar el peso ni el tamaño debemos echar un vistazo al trasfondo técnico de su batería.

Estas son las tres claves que definen esas mejoras:

  • Densidad energética aumentada: su batería de polímero de litio es capaz de albergar un mayor número de celdas en un espacio más reducido, lo que le confiere una densidad energética mayor sin aumentar el espacio ocupado.
  • Capacidad energética ampliada: la batería implementa nanotubos de carbono, un material con una alta conductividad que consigue ampliar la vida de la batería y sus capacidades energéticas.
  • Súper carga: es una característica muy  útil, ya que como dijimos permite una carga completa de la batería en apenas tres horas, y hasta 11 horas y 14 minutos con tan solo una hora de carga de batería.
  • Unidad SSD: la serie LG Gram viene con una unidad SSD para almacenamiento. Este tipo de dispositivos ofrecen un funcionamiento más eficiente y más silencioso que los HDD tradicionales, y también logran un mayor rendimiento.

No podemos terminar este punto sin hacer referencia a un detalle muy importante que sin duda representa un claro valor añadido para el cliente, y es que tanto la unidad de almacenamiento como la memoria RAM son ampliables, algo nada habitual cuando hablamos de equipos ultraportátiles, y además el trabajo de ampliación lo realiza el propio servicio técnico de LG, que es considerado como uno de los mejores a nivel internacional.

Los equipos de LG ofrecen tres años de garantía, cuando realizan este tipo de ampliaciones ofrecen tres meses de garantía adicional. Como vemos para el gigante surcoreano la tranquilidad del cliente final es clave.

Procesadores de bajo consumo, una pieza esencial

Los procesadores de bajo consumo Core 8000U que utiliza el LG Gram son una parte fundamental en ese diseño eficiente, ligero, potente y de gran autonomía. Gracias a sus cuatro núcleos físicos y ocho hilos (tecnología HyperThreading) aseguran un alto rendimiento con cualquier aplicación, y su frecuencia dinámica permite conseguir un buen equilibrio entre potencia y consumo.

Al escalar en frecuencia y también en número de núcleos activos en función de la carga de trabajo los Core 8000U de Intel limitan su consumo al estrictamente necesario, algo que se deja notar en la autonomía final que ofrecen los LG Gram. Esto no implica sacrificios en términos de potencia, ya que esa adaptación se produce de forma inteligente, es decir, en función de las particularidades de cada aplicación.

Estos procesadores vienen también con una GPU integrada Intel HD 620, que cuenta igualmente con un escalado dinámico de frecuencia y un consumo muy bajo. Son capaces de trabajar sin problemas con soluciones UHD (4K) y ofrecen un rendimiento equilibrado.

Artículo AnteriorSiguiente Artículo
Isidro Ros
Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro del canal de distribución. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Suscríbete gratis a MuyCanal

La mejor información sobre el canal de distribución informático en su correo electrónico cada semana. 

¡Suscripción completada con éxito!