Web
Analytics
Actualidad, Mercados, Tecnología

Nuevas metodologías para organizar las nuevas formas de trabajo

El impacto de la COVID-19 ha llevado a millones de organizaciones de todo el mundo a modificar su forma de trabajo para adecuarse a la nueva situación. Para el 90% de las empresas españolas estos cambios se mantendrán más allá de la pandemia.

Durante los meses de confinamiento de la población durante los primeros meses de la pandemia, las empresas tuvieron que acometer importantes cambios en su forma de organizar el trabajo para adaptarse a la nueva situación. Unos cambios que, desde entonces, no han cesado.

Según se desprende del estudio “Retos de las empresas españolas en la era COVID-19”, elaborado por Sodexo Beneficios e Incentivos, el nuevo escenario en el que vivimos ha llevado a que las empresas estén adecuando sus metodologías de trabajo a la nueva realidad. De hecho, el 94% de las empresas españolas ha implementado el teletrabajo y un 37% se plantea implementar nuevas formas de trabajo a corto plazo.

Ante este panorama, un 90% de las organizaciones cree que estas nuevas formas de trabajo se mantendrán más allá de la pandemia. Esto las está abocando a tomar cartas en el asunto y un 43% de las empresas confirma estar implementando cambios en el planteamiento de sus objetivos para adaptarse mejor a la nueva situación.

El 31% de las empresas trabaja para fijar objetivos a cortos

En este sentido, el 31% de las compañías reconoce estar trabajando en nuevas formas de fijar objetivos a corto plazo; y un 29% cree que estos cambios perdurarán más allá de la crisis de la COVID-19. Ante esta situación, establecer metas mediante el sistema SMART, esto es, con objetivos específicos, medibles, alcanzables, realistas y limitados en el tiempo, se erige como fundamental para su éxito.

Hacia la resiliencia

Junto a esto, el informe también pone de manifiesto que las organizaciones están apostando por el empleo de metodologías de trabajo ágiles. Así lo ratifican el 49% de las empresas españolas que buscan esa flexibilidad para adaptarse rápidamente a los cambios.

El uso de metodologías de trabajo ágiles y la evaluación del desempeño es clave para adaptarse

En este contexto, uno de los indicadores que tomará relevancia es el de los sistemas de evaluación del desempeño. El 31% de las organizaciones ya están aplicando nuevos sistemas en esta línea teniendo en cuenta las nuevas necesidades emergentes a raíz del auge del teletrabajo.

La apuesta por herramientas digitales y la creación de rutinas que agilicen y automaticen la evolución de los resultados, permitirá avanzar enormemente en la monitorización y los progresos de los empleados.

En conjunto, estos nuevos sistemas de evaluación junto con el establecimiento de objetivos a corto plazo y la adopción de metodologías ágiles contribuirán a que las empresas puedan ganar en flexibilidad y responder con eficiencia a los nuevos retos para seguir siendo competitivas.

Imagen inicial | Glenn Carstens-Peters

 

Artículo AnteriorSiguiente Artículo

Suscríbete gratis a MuyCanal

La mejor información sobre el canal de distribución informático en su correo electrónico cada semana. 

¡Suscripción completada con éxito!