Web
Analytics

Outsourcing: por qué y para qué se externalizan servicios TI

outsourcing_servicios_ti

La externalización de cualquier tipo de servicio tecnológico es una tendencia tan antigua como casi la tecnología en si misma. Las empresas echan mano del, denominado en inglés outsourcing, por diferentes motivos que llevan a un mismo punto: construir sobre la tecnología mejores procesos, servicios o clientes para las empresas. Pero ¿por qué y para qué utilizan este formato comercial?

Una investigación de Deloitte nos ayuda a aclarar esta cuestión. El estudio pone de relieve la reducción de costes como primer argumento para la externalización de servicios TI. El 70% de los consultados aluden a este factor que se eleva por encima de la flexibilidad (40%), rapidez con la que llegar al mercado (20%), acceso a herramientas y procesos, y la agilidad.

Sin embargo, este ahorro de costes no es sinónimo de ausencia de inversión en nuevas tecnologías. Muy al contrario, las empresas buscan invertir en estas áreas disruptivas. De hecho, el 90% ve el cloud como un capacitador primario en el camino a la externalización. También hay una clara progresión en otros ámbitos como la automatización robótica de procesos (RPA) que es considerada por el 75% de los encuestados.

Outsourcing, de lo que fue a lo que es

Pero si hay algo que demuestra este estudio anual es que la externalización de servicios TI no se ciñe a la definición más clásica. Como todo en tecnología, esta área ha ido evolucionando y añadiendo nuevos segmentos donde los proveedores más especializados han sabido entrar. Así, se habla no solo del outsourcing, es decir, la gestión de activos tecnológicos por parte de terceros sino también del microsourcing, esto es, la implementación de microservicios que lleven a nuevas funcionalidades.

El segmento vive dos vertientes de crecimiento. Por un lado, el outsourcing más tradicional que permite mantener y gestionar el IT de las empresas ahorrando costes y proponiendo fórmulas más eficaces y expertas, y por otro, la entrada y expansión de un nuevo ecosistema de figuras especializadas que aportar servicios más concretos.

Con todo ello estamos ante un servicio de externalización donde las tendencias son claras:

  • Más virtual, más outsourcing: a medida que las empresas están más digitalizadas, el nivel de necesidad de servicios TI aumenta y por tanto, la externalización.
  • Contratos flexibles y cortos: las empresas abogan por establecer relaciones con proveedores que les permitan elegir cómo y cuándo utilizan sus servicios.
  • Cloud y flexibilidad: aunque es un dogma que se lleva repitiendo años, lo cierto es que las empresas van entendiendo cómo la nube les permite ser más flexibles en sus procesos.
  • Decisiones más meditadas: a medida que madura la digitalización, también lo hacen las empresas y sus decisiones. Así, cada vez los procesos de selección de proveedores son más largos.

Y es que tal y como asegura un portavoz de una compañía de outsourcing dentro del estudio: «los clientes no necesitan la gestión tradicional de los vendedores. Ellos quieren un vendedor que entienda la tecnología, el ecosistema startup y sepa ayudar a buscar soluciones a su negocio y gestionar los activos internos». Un resumen muy propio de lo que realmente es la tendencia generalizada en el sector. ¿Estás en ese camino?

Imagen |  Christina @ wocintechchat.com

Artículo AnteriorSiguiente Artículo
Verónica Cabezudo
Coordinadora editorial de MuyCanal. Danzando día a día entre partners, mayoristas y fabricantes para profundizar en el canal de distribución tecnológico.

Suscríbete gratis a MuyCanal

La mejor información sobre el canal de distribución informático en su correo electrónico cada semana. 

¡Suscripción completada con éxito!