Web
Analytics

El Black Friday 2020 no cumple con las expectativas en ventas

Las ventas generadas durante la campaña del Black Friday 2020 han dado un pequeño impulso a millones de negocios después de un año complicado. Sin embargo, la excepcionalidad de la situación ha llevado a que las ventas no hayan sido tan halagüeñas como se esperaban, incluso inferiores a las de la campaña del año pasado.

Las limitaciones de aforo en tiendas, centros comerciales cerrados, y una incertidumbre económica reinante han llevado a que este Black Friday 2020 no haya brillado como en años anteriores. Eso sí, las ventas online han experimentado un importante aumento en detrimento de las realizadas en tiendas físicas. Solo en Estados Unidos, Adobe Analytics señala que las ventas a través de Internet han crecido un 22% respecto al pasado año.

Si bien las ventas del retail han experimentado un importante aumento que ha servido para impulsar la fuerte caída de la facturación experimentada en los últimos meses, lo cierto es no han sido suficientes para compensar el descenso experimentado. De hecho, has ventas de esta campaña han sido inferiores a las del pasado 2019.

Algunos retailers han vendido entre un 40% y un 60% menos que en el Black Friday 2019

Como ejemplo, la asociación del retail familiar Comertia, que agrupa a más de 60 empresas con 4.000 puntos de venta, apunta que las ventas entre el 27 y el 29 de noviembre, el fin de semana del Black Friday, han sido un 36% inferiores a las de la campaña del pasado año.

Con estas cifras se han confirmado los peores presagios ya que algunos establecimientos señalan haber vendido entre un 40% y un 60% menos que durante el Black Friday de hace un año. Y es que, junto a lo complicado del momento por la pandemia de coronavirus, algunos ya empiezan a poner en duda la rentabilidad de esta campaña que podría estar perdiendo fuelle.

Falta de descuentos reales

A esta situación ha contribuido, no solo la situación general, sino también el hecho de que los consumidores perciben cada vez más cómo las gangas de las que presume el Black Friday no lo son tanto.

Según la OCU, solo un 3,2% de las ventas ha tenido un descuento real

Y no es solo una percepción. Según la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), solo un 3,2% de las ventas de esta campaña ha contado con un descuento real. De acuerdo con un informe publicado después de haber monitorizado más de 2.500 productos durante la semana de la campaña del Black Friday 2020, han subido el 2,6% de precio de media.

La OCU señala que solo el 18,8% de los productos monitorizados alcanzó su precio mínimo durante la semana de la campaña, mientras que un 27,5% subieron de precio y solo un 3,4% tuvieron un precio mínimo el 27 de noviembre, el popular “viernes negro”.

Esto pone de manifiesto que, junto a la pérdida de poder adquisitivo, la incertidumbre económica y las limitaciones a aforos, los usuarios cada vez se informan más y comparan precios, lo que les hace llegar a la conclusión de que muchas veces los descuentos que se promueven no son lo que parecen.

Según los datos de la OCU, comprar durante la “Black Week” fue, de media, un 0,5% más caro que en las semanas previas, y el Black Friday lo fue un 2,6% más. Unos datos que el Cyber Monday tampoco ha alentado ya que menos de un 1% de los productos han experimentado una rebaja de su precio.

Imagen inicial | Justin Lim

Artículo AnteriorSiguiente Artículo

Suscríbete gratis a MuyCanal

La mejor información sobre el canal de distribución informático en su correo electrónico cada semana. 

¡Suscripción completada con éxito!